fbpx

La importancia del Sueño en los niños y adolescentes.

Por: Annette Y. López Martínez, MD, FAAP, FACR

Reumatóloga Pediátrica, SER de Puerto Rico

Regularmente en las consultas clínicas los padres expresan preocupación por el cansancio crónico en sus hijos.  Es un síntoma que los pediatras vemos con regularidad y aún más en este tiempo en donde la rutina del día se ha visto afectada por la Pandemia.

La forma que tengo de evaluar esos casos es preguntando la siguiente información:

1-¿Cuánto duerme el paciente?

2-¿A qué hora se acuesta, a qué hora se levanta?

3-¿Se levanta muchas  veces en la noche? ¿Puede conciliar el sueño fácilmente?

4-¿Cuál es su rutina antes de ir a la cama? ¿Se expone a Televisión, video juegos, celular?

5-¿Toma siestas durante el día?

Todas estas preguntas son importantes para repasar los hábitos de higiene de sueño en su hijo.

El sueño reparador ocurre en diferentes fases en la noche.  Si el niño duerme poco, o su sueño es interrumpido o fragmentado esto puede causar cansancio crónico, dolores musculares, dolores articulares, depresión y pobre ejecución académica.

Si usted piensa que su hijo tiene cansancio crónico dialogue con su pediatra sobre la causa.  Si su pediatra no encuentra una afección médica usted puede tratar las siguientes recomendaciones con su hijo.

1-Practique Higiene de sueño: ir a la cama siempre a la misma hora y desperatarse a la misma hora.

2-Descansar en un cuarto obscuro y sin distracciones.

3-Evitar ver TV, o usar herramients electróncias justo antes de acostarse.

4-Remueva el celular del cuarto del menor y regréselo en la mañana.

5-Use técnicas de relajación con su hijo tales como: respiración, estiramientos musculares, oraciones religiosas si practica alguna religión.

6-Evite que su hijo duerma hasta tarde- esto promueve que no tome el desayuno o comidas importantes para su crecimiento.

7-En los adolescentes con problemas de insomnio: No permita que tome siestas durante el día, mejor adelante la hora de dormir a una más temprano.

8-Practique caminatas diarias, alrdedor de su casa o ejercicio cardiovascular a través de videos, etc.

7-Recuerde que un niño o adolescente debe dormir entre 8-11 horas diarias para que crezca saludable y tenga estabilidad emocional.

Si usted piensa que su hijo sufre de problemas de sueño y se asocia a dolores musculares o articulares, discuta con su pediatra para un referido al Reumatólogo Pediátrico.

es_PREspañol de Puerto Rico
en_USEnglish es_PREspañol de Puerto Rico